Definición del sistema SATE

El sistema SATE es un sistema de aislamiento térmico por el exterior que consiste en la instalación de las fachadas de un panel aislante, adherido a un muro mediante un mortero adhesivo y fijación mecánica.

Este aislante térmico se protege con un revestimiento que se aplica sobre el de una o varias capas de mortero entre las cuales se incluye una maya de refuerzo, creando así un sistema que requiere un escaso mantenimiento a lo largo del tiempo, consiguiendo un retorno rápido de la inversión realizada.

Es importante respetar el sistema SATE en un conjunto integral para aislamiento de fachadas, lo cual quiere decir que cada componente forma parte de todo el conjunto asegurando la eficiencia en global. Lo cual quiere decir que instalar algunas partes hará que la eficacia del sistema se vea comprometida y haya perdidas de temperatura en el interior de las viviendas.

Por ello, es necesario insistir en que todos los componentes de un SATE deben estar concebidos y ensayados de forma conjunta para el uso que se va a dar al sistema. Esto debe respetarse desde la fase de prescripción hasta la del servicio postventa, pasando por el suministro y por la aplicación.

Existen kits de aislamiento térmico que incluyen todos los elementos del sistema, lo que implica calidad y garantiza el funcionamiento del SATE. A esto hay que añadir que la aplicación se realice por personal capacitado que instale el sistema siguiendo las indicaciones del fabricante. Si se sustituye uno de los componentes no se puede garantizar el comportamiento del sistema y, por tanto, el fabricante no podrá ofrecer una garantía sobre él al no ser ya su sistema, siendo el responsable en este caso el instalador.

Normativas de aplicación SATE

Estos sistemas aparecieron en nuestro país hace algunos años, sin embargo, al no haberse desarrollado normativas relativas al producto o sistema y a su puesta en obra, están regulados por una ETE (Evaluación Técnica Europea), que tiene su campo de aplicación en los productos innovadores o no tradicionales, es decir, en los productos no normalizados.

Esta evalúa la idoneidad de un producto fundamentada en el cumplimiento de los requisitos esenciales previstos para las obras en las que se utiliza. Las emiten los OET, Organismos de Evaluación Técnica, pertenecientes a la EOTA, y tienen validez en todo el ámbito europeo.

En los que dicta que los sistemas de aislamiento térmico por el exterior serán clasificados en función del comportamiento frente al fuego de los productos de construcción y elementos para la edificación. Parte 1: clasificación a partir de datos obtenidos en ensayos de reacción al fuego, obteniéndose una Euroclase que puede ir desde la A1 hasta la F.

Siendo la clase A1 totalmente resistentes al fuego como son los paneles de aislamiento de lana mineral o el de espuma fenólica.

 

Este sitio web utiliza cookies. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información en nuestra Política de Cookies